Cuidado de la Piel

Cuidado de la Piel

¿Por qué es importante cuidar tu piel? Todo lo que tienes que sobre su cuidado.

            Posiblemente has leído y escuchado que se debe cuidar la piel a diario con protectores solares, cremas hidratantes, exfoliantes, etc.

Pero no entiendes por qué es tan importante cuidarla, ni la función de todos los métodos y tratamientos para obtener una piel saludable. Por eso en este artículo te explicaremos todo lo que tienes que saber sobre la piel y su cuidado.

¿Cuál es la función?

La piel es el órgano más grande del cuerpo humano y el que está más expuesto a todos los agentes externos que nos rodean, como por ejemplo: bacterias, toxinas, cambios ambientales, etc. Es una barrera de protección para la estructura muscular, ósea y los órganos internos.

Tiene una función termorreguladora, es decir, que adecua la temperatura corporal, por medio de la transpiración, controla la humedad de cuerpo y la enfría. Además puede contraer el sistema vascular de la dermis para poder conservar el calor del mismo.

Otro de los grandes aportes de la piel, es el sentido del tacto y la sensibilidad, por sus diferentes terminaciones nerviosas permite sentir lo que rozas o tocas a través del tacto. Reconoce la textura, la temperatura y el movimiento, al igual que dar alerta de cosas que puedan causarte daño.

¿Cómo cuidar la Piel?

            Es importante la constancia para tener no solo una piel hermosa sino saludable, por ello es imperativo que la cuides a diario.

  • Hidratación: Es necesaria la ingesta suficiente de agua a diario para que la piel mantenga su elasticidad y humectación. También se recomienda el uso de cremas hidratantes, motivado a que evita que se seque, se agriete y tenga una textura áspera.
  • Protector solar: Evita que los rayos UV penetren de forma dañina a tu piel produciendo enfermedades perjudiciales, como el cáncer. El uso del protector solar también retarda las marcas de envejecimiento, como arrugas y manchas. Te recomendamos el Total Block SPF 100 de Yanbal.
  • Aseo: Al ser la barrera protectora del cuerpo, es la que está expuesta constantemente a todos los agentes externos,  por ello es necesario su limpieza para poder eliminar cualquier bacteria, virus, toxinas e impurezas.
  • Exfoliación: Aunque el cuerpo desprende por si solo las células muertas, el ayudarlo con una exfoliación permite estimular la regeneración de las células de la piel.
  • Alimentación: Al no tener una alimentación balanceada y saludable, podría reflejarse a través de acné o una elongación excesiva por la grasa interna en el organismo.
  • Curar la piel en caso de daño: Si existe algún corte o daño, ella tiene la habilidad de auto regenerase, pero si no hay un cuidado y limpieza de la herida, podría no recuperarse de manera exitosa, llegando a producir infecciones.

Consideraciones:

La piel es un indicador de la salud visible de una persona, puede tener un papel importante en el entorno social en el que se desenvuelve dicha persona.

También tiene influencia en el estado anímico y psicológico, ya que el padecer de afecciones que sean desagradables para los demás, crea aislamiento e inseguridades.

No todas las pieles son iguales ni tienen las mismas características, por ello debes elegir los productos adecuados para tu tipo de piel.

Si tienes alguna afección, lo mejor es consultar a un dermatólogo que pueda señalar y diagnosticar de manera certera cuál es la afección y el tratamiento idóneo tratarla.

La piel cumple a diario uno de los papeles más importantes en nuestras vidas, por ello es significativo el cuidarla y protégela.

Cuéntanos ¿Crees que falto mencionar algún aspecto importante para cuidarla? ¿Qué productos recomiendas para su hidratación, aseo y exfoliación? ¿Conoces algún tratamiento natural para cuidarla? ¡Compártelo!

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *